Honduras Politica internacional

El próximo jueves 6 de junio como fecha para emitir la resolución en relación al pedido de extradición en la causa contra Arnaldo Urbina Soto

Arnaldo Urbina Soto es solicitado por la Corte del Distrito de los EUA para el Distrito Sur de New York.

En cuanto a los delitos extorsión, posesión ilegal de armas y municiones prohibidas fue declarado absuelto.

Debido a eso, a la vez se solicita a la secretaria de esa Judicatura que constate si Arnaldo Urbina Soto fue sometido por tráfico ilícito de drogas.

La representación diplomática, remitió desde el pasado 10 de mayo los medios de prueba que fueron incorporados a la Audiencia de Presentación y Evacuación de Pruebas y en donde al extraditable se le pusieron a la vista.

Luego, a través de sus apoderados legales presentaron sus medios probatorio para rechazar el pedido de extradición que con sus argumentos solicitan se declare sin lugar la extradición.

En la actualidad, al extraditable se le mantiene la medida cautelar del arresto preventivo ya que el Juez de Estradición de Primera Instancia le informó desde el 26 de marzo sobre los hechos por los cuales le requiere la Corte del Distrito de los EUA para el Distrito Sur de Nueva York y lo mantiene en el Centro Penitenciarío de El Progreso, Yoro.

El pedido de extradición solicitado por el Distrito Sur de New York es de fecha 11 de febrero del 2019, es un proceso de segundo grado que tiene como fin verificar que se cumplan los requisitos para proceder o no a la extradición de Arnaldo Urbina Soto basado en el Tratado de Extradición Bilateral entre Honduras y los EUA de 1909 y sobre una Convención Adicional de 1927.

NO SON CONTUNDENTES

No obstante, el exalcalde de Yoro, Arnaldo Urbina Soto, señaló tras salir de la audiencia que las pruebas presentadas por Estados Unidos no son contundentes, ya fuimos juzgados por narcotráfico y fueron evacuadas las pruebas que se presentaron y el juez me dio un sobreseimiento”.

Detalló que ayer en la audienicia se presentó una declaración de la DEA y una fotografía en la que aparece sentado en un sillón.

Añadió que el agente de la DEA dice en su declaración que “nos dedicábamos a recibir avionetas y yo fui absuelto por ese delito tras demostrar que no tenía culpabilidad”.

“Esa transcripción solo es una declaración de un agente y no de testigos que haya llevado una investigación”, indicó.

Concluyó que Estados Unidos lo acusa de dos cargos de conspiración, “no me imagino un alcalde en un pista de aterrizaje sabiendo que todo mundo lo conoce”.