Según la Fiscalía General del Estado ecuatoriana, los sobornos tuvieron lugar entre 2012 a 2016, y superarían los 7.5 millones de dólares.

Además de las detenciones inmediatas, la Corte Nacional ordenó al Ministerio de Finanzas la suspensión de los sueldos vitalicios de Correa.

Inhabilitación política

El fallo judicial comunicó también al Consejo Nacional Electoral (CNE) la inhabilitación de por vida de Correa para desempeñar cualquier cargo de elección popular, por lo que, queda anulada sus opciones de participar en las próximas elecciones nacionales, previstas para febrero de 2021.

Rafael Correa pretendía participar como candidato a la vicepresidencia ecuatoriana.