Economía

Diputado Romero: No se puede aumentar presupuesto con una economía en declive

TEGUCIGALPA.- El diputado liberal por el departamento de Cortés, Walter Romero, experto en materia tributaria y finanzas, brindó sus apreciaciones sobre el proyecto de aumentar el Presupuesto General de la República.

«Tenemos un crecimiento económico que viene en declive, entonces, ¿cómo es posible que estemos aumentando el Presupuesto General en un 8% si apenas vamos a crecer un 3%? El aumento es excesivo», comentó el diputado Romero.

En ese sentido, concuerda con el sector de la Empresa Privada que ha rechazado el aumento categóricamente. La Secretaría de Finanzas ha propuesto un aumento del 8% para el Presupuesto General del próximo año. Un aumento que no tiene sentido y no es factible, según la empresa privada hondureña, puesto que la economía del país más bien se encuentra en recesión.

“Nos oponemos de manera contundente al incremento del Presupuesto de Ingresos y Egresos de la República de Honduras, porque la situación económica del país está enfrentando una desaceleración importante”, comentó Juan Carlos Sikaffy, presidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (COHEP).

«Debemos mantener el Presupuesto: el país está para que nos soquemos la faja todos. Debemos empezar a revisar partida por partida para ver que reclasificación de partidas vamos a hacer para aportarle más a Educación y Salud, que son las partidas más importantes», opinó por su parte el diputado Walter Romero.

Menos impuestos; más Hospitales y Escuelas

Además, el diputado Romero le recalca a la población que en Honduras no se han construido Hospitales nuevos en los últimos años. Y en los hospitales que ya están, hay falta de medicinas. Por otro lado, no se construyen escuelas, mientras tanto el pueblo hondureño sigue creciendo. Cada vez hay más niños, más jóvenes,

«¿Cómo es posible que vayamos a aumentar la recaudación tributaria en alrededor de 7 mil millones más cuando estamos en un retroceso económico? Para que aumente la recaudación de impuestos, tiene que existir crecimiento económico», puntualizó.

«Entre más castiguemos con impuestos al pueblo hondureño, vamos a seguir alejando la inversión», añadió.

Las palabras de Romero hacen eco a las que pronunció recientemente el economista hondureño Julio Raudales en referencia precisamente al mismo tema: “Siempre que se aumenta el gasto público, se aumenta la recaudación de impuestos y eso es lo que están resintiendo mucho los empresarios, puesto que con ello lo que van a hacer es ponerle más cortapisa para que ellos puedan producir».