miércoles, junio 12, 2024

Piden a Castro no sancione Ley de Educación Sexual «Con mis hijos no te metas».

Leer más...

El movimiento de padres de familia, «Con mis hijos no te metas», se pronunció esta vez para pedirle a la presidenta Xiomara Castro, que no sancione la Ley de Educación Sexual de Prevención al Embarazo Adolescente en Honduras.
La Ley fue aprobada el 8 de marzo del 2023, por el Congreso Nacional, la cual denuncian los padres de familia que no fue socializada con la sociedad civil y particularmente con ellos.

El movimiento le exige a la mandataria que «públicamente y de manera explícita y clara asegure que no continuará con el experimento social de la ideología de género en nuestro sistema educativo, a todas luces evidente que ha causado graves consecuencias en los niños y jóvenes de otros países donde se viene promoviendo».

CON MIS HIJOS NO TE METAS

¿Qué pasaría si otro decidiera por ti? ¿Si otro determinara lo que está bien o está mal? ¿Si no te permitieran elegir y te quitaran tu libertad? ¿Si te enseñaran cosas que te ponen en riesgo o que no estás preparado para entender?

Eso mismo le está pasando a los niños de nuestra Honduras. Ellos no tienen los mecanismos para defenderse directamente, pero para eso tienen a sus padres y a cada uno de nosotros que creemos en la vida y en los valores de la familia.

POR NUESTROS HIJOS nace hoy como un movimiento ciudadano, sin colores

políticos, sin posiciones ideológicas, sin divisiones de clases y sin corrientes religiosas, con la única finalidad de salvaguardar la niñez. Esto se resume en una sola consigna: CON MIS HIJOS NO TE METAS.

Nosotros, los suscritos, exhortados, autorizados y urgidos a través de miles de firmas de personas a nivel nacional que amamos y velamos por nuestros hijos, apelamos a nuestro derecho inalienable de educarlos de acuerdo a nuestros valores, principios y creencias; lo hacemos en nuestra condición de padres de familia, actuando como verdaderos protectores de la niñez de Honduras y ejerciendo nuestro derecho constitucional a emitir nuestro pensamiento y con la obligación constitucional de contribuir al sostenimiento moral de la nación, conforme a los arts. 75 Y 38 de la Constitución de la República de Honduras respectivamente y los artículos 24, 38 y 43 del Código de la Niñez y la Adolescencia; y en aras de proteger la integridad moral, física y psicológica de los menores de Honduras y a la intimidad familiar en donde se cultivan las creencias, actitudes y valores así como la fe y cultura; hacemos público el presente manifiesto en los siguientes términos:

PRIMERO: Que al momento de escoger los centros educativos para la educación de los menores de edad, los padres de familia acá firmantes, buscan que estos se rijan por los principios de:

Defensa de la vida y de la integridad humana

Formación de la persona humana así como respeto a su dignidad, integridad psíquica y física y el de los padres de familia.

Afirmar los valores morales y éticos.

Fomentar una cultura de trabajo y de superación personal.

Integración e inserción de los hijos a la sociedad para fortalecerla desde la perspectiva de familia. La familia es la piedra angular del desarrollo social, económico y moral de nuestra sociedad.

Por lo tanto, como padres de familia nos oponemos a cualquier imposición externa o adoctrinamiento en contra de nuestras convicciones, incluyendo programas de educación sexual provenientes del Estado, estándares educativos que desconozcan la realidad biológica del ser humano, sexuado en mujer y hombre, o cualquier otra imposición externa a la tradición y culturas nacionales por parte del gobierno o de organismos internacionales.

SEGUNDO: REITERAMOS NUESTRA OBJECIÓN a cualquier plan de estudio, presente y futuro que atente contra los principios antes indicados o pretenda educar a los menores de edad en los tales llamados “nuevos ejes transversales educativos” que incluyen “derechos reproductivos, de diversidad sexual, de equidad de género” ya que estos atentan contra nuestros principios morales. Cualquier intento en ese sentido iría contra nuestra libertad de conciencia, nuestra patria potestad, nuestros derechos fundamentales y todos los derechos protegidos por la Constitución de la República de Honduras. De igual manera, REITERAMOS NUESTRA EXHORTACIÓN A LOS MAESTROS Y A LOS CENTROS EDUCATIVOS a los cuales hemos CONFIADO la educación de nuestros hijos para que cumplan con la FUNCIÓN SOCIAL Y HUMANA DE LA FORMACIÓN, y en consecuencia, a su responsabilidad moral ante el educando, la institución y la sociedad hondureña. Los incitamos a que transmitan nuestra objeción a las autoridades correspondientes, y por ende, rechacen cualquier intento arbitrario de implementar el enfoque o ideología de género y la educación sexual integrada conforme lo definido por los organismos internacionales como las Naciones Unidas a través de sus distintas Agencia en los centros educativos.

TERCERO: RECHAZAMOS rotundamente la politización del sistema educativo en Honduras con la implementación de una currícula escolar que ha sido anunciada por la Secretaría de Educación desde Noviembre del 2022, que pretende incorporar unilateralmente ideologías promovidas por organismos internacionales que no son coherentes con los valores hondureños ni lo que deseamos los padres para nuestros hijos. Penosamente, se pretende adoctrinar a los menores de edad con estas ideologías perversas y demoledoras de su inocencia. Sin duda, enfrentamos un ataque contra la familia, nunca antes visto en la historia de la humanidad.

Por lo tanto, cualquier cambio en esta malla educativa y curricular debe ser consensuado con los padres pues nuestra participación en las instituciones educativas -públicas, privadas, cristianas y no cristianas- es un derecho y una prerrogativa. Hacemos expreso nuestro derecho a participar directamente y sin mediadores de cualquier proceso de revisión de contenidos, formas pedagógicas y ejes educativos, etc. y a cualquier intento de este o futuros gobiernos a modificar la malla curricular sin nuestro consentimiento o a utilizar su implementación para adoctrinar a nuestros hijos.

CUARTO: REPUDIAMOS las pretensiones de incluir una educación sexual comprehensiva (CSE por sus siglas en inglés), o una educación sexual Integral (ESI por sus siglas en español) que supone la introducción del HOMOSEXUALISMO, TRANSGENERISMO, MASTURBACION, EXPERIMENTACION SEXUAL, IDENTIDAD DE GENERO FLUIDO Y OTROS A MENORES DE EDAD, más aún, a niños de la primera infancia lo que consideramos una perversión y abuso. Estamos a favor de una educación sexual con valores basadas en la biología y en el respeto a la integridad de los niños. Ningún modelo educativo actual que promueven los gobiernos y organismos internacionales debe ser implementado sin el consentimiento expreso de los padres en cualquier edad.

QUINTO: ACEPTAMOS la realidad biológica de que existen dos sexos: hombre y mujer con sus peculiaridades biológicas, propias y específicas. La condición sexual-biológica es importante en la vida de la persona y PROMOVEMOS el respeto de esta identidad.

Frente a esta situación realmente preocupante y sumamente delicada por las fuertes presiones de los organismos internacionales y el compromiso del gobierno con políticas ajenas a nuestra cultura, invitamos a todos los padres de familia de todos los Centros Educativos de Honduras a unirse a este Movimiento Ciudadano CON MIS HIJOS NO TE METAS. Alentamos a todos los padres de familia, tutores, abuelos y responsables de los niños y jóvenes para que en el ejercicio de su derecho constitucional ya sea que su hijo esté en colegio público o privado, cristiano, bilingüe, etc. ejerza su derecho constitucional de proteger y salvaguardar a los niños y jóvenes. Todos unidos para fortalecer nuestra sociedad hondureña, a través de la protección de la vida, la familia y la libertad. SIN FAMILIA NO HAY PATRIA.

Y POR ÚLTIMO HACEMOS UN LLAMADO de manera pública y expedita a la señora presidente Xiomara Castro de Zelaya:

La no sanción de la Ley de Educación Sexual Integral de Prevención al Embarazo Adolescente en Honduras, que fue aprobada el 8 de Marzo del 2023, por el Congreso Nacional, la cual no fue socializada con la sociedad civil y particularmente con los padres de familia.

Que públicamente y de manera explícita y clara asegure que no continuará con el experimento social de la ideología de género en nuestro sistema educativo, a todas luces evidente que ha causado graves consecuencias en los niños y jóvenes de otros países donde se viene promoviendo.

Que promueva y socialice un PROYECTO DE LEY PARA EL FORTALECIMIENTO DE LA FAMILIA y del derecho preferente de los padres a la educación de sus hijos.

Que promueva alternativas educativas que ayuden a la formación de los jóvenes para la cultura, el deporte, y la solidaridad.

Que llame a un diálogo nacional para definir las políticas públicas que se pretenden implementar para nuestros jóvenes.

Que en lugar de PERSPECTIVA Y ENFOQUE DE GENERO eduquemos en PERSPECTIVA DE FAMILIA. Es urgente que se centre el desarrollo de Honduras en la familia.

Que se siga manteniendo el respeto a la libertad religiosa y de expresión ya que son piedras angulares del proceso democrático.

Estaremos vigilantes, alertas y comprometidos en cada escuela del país. Sepan quienes están detrás de este plan de ideologizar a nuestros niños que no lo van a lograr y que se encontrarán con un pueblo unido y decidido.

POR NUESTROS HIJOS, quienes aún no pueden ejercer el sufragio y elegir, pero sí tienen quién los defienda.

¡Gracias Honduras!

- Advertisement -spot_img
- Advertisement -spot_img
Honduras

Reincidencia de Invasiones en Tierras de AZUNOSA Amenaza la Economía Local

San Pedro Sula, Honduras – 11 de junio de 2024. Los propietarios y empleados de la Azucarera del Norte...
- Advertisement -spot_img

Más Noticias

- Advertisement -spot_img