Noticia internacional Politica internacional Tendencias

Límites a lo transgénero que sirven en el Ejército de EE UU

El Pentágono pone límites a las personas transgénero que sirven en el Ejército de EE UU

La política entrará en vigor el próximo 12 de abril e impedirá que estas personas presten servicio si requieren tratamientos hormonales o cirugía

El Departamento de Defensa de Estados Unidos ha firmado este miércoles un memorándum que impondría límites a las personas transgénero que sirven en el Ejército.

La política entrará en vigor el próximo 12 de abril e impedirá que la mayoría de las personas transgénero presten servicio si requieren tratamientos hormonales o cirugía. El memorándum ha sido firmado por David Norquist, actualmente vicesecretario de Defensa.

Embarque de marines americanos de una aeronave 'Osprey'. /Archivo
Embarque de marines americanos de una aeronave ‘Osprey’. / ARCHIVO

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció en julio de 2017 una prohibición a las personas transgénero que sirven en el Ejército. Más tarde aceptó las recomendaciones del Pentágono de limitar la prohibición sobre personas con antecedentes de disforia de género, definidas como «aquellas que podrían necesitar un tratamiento médico», y permitir algunas excepciones.

El Tribunal Supremo de Estados Unidos levantó en enero los fallos de un tribunal menor que habían bloqueado la política, permitiendo que entrara en vigor.

La presidenta de la Cámara de Representantes y máxima dirigente del Partido Demócrata en el Congreso, Nancy Pelosi, ha señalado que la postura de Trump representa prejuicios y no patriotismo.

«El resurgimiento de la intolerante y repugnante prohibición de los miembros del Ejército transgénero es un ataque sorprendente contra los patriotas que nos mantienen seguros y con los ideales más fundamentales de nuestra nación», ha indicado Pelosi en un comunicado.

Los defensores de las personas transgénero también han criticado la política de Trump. «La Administración de Trump está decidida a recuperar una política que obligó a los miembros de servicio a elegir entre servir a su país y decir la verdad sobre quiénes son», ha subrayado Aaron Belkin, director del centro de expertos de derechos LGBT The Palm.