De último momento Noticia internacional Politica internacional

Turquía condena a cadena perpetua a 151 personas por el fallido golpe de Estado de 2016

Un tribunal turco emitió las sentencias de varias investigaciones contra centenares de involucrados en el golpe de Estado de 2016 contra el presidente Recep Tayyip Erdogan. Entre los condenados hay varios militares de alto rango.

La policía turca escolta al acusado Akin Ozturk al juicio por el golpe de Estado de 2016, en una imagen de archivo del 22 de mayo de 2017.
La policía turca escolta al acusado Akin Ozturk al juicio por el golpe de Estado de 2016, en una imagen de archivo del 22 de mayo de 2017. Adem Altam / AFP

El tribunal también absolvió a 33 investigados, a pesar de que la acusación pública, que representa al Gobierno turco, apelará algunas de estas decisiones. Un abogado del Ministerio de Defensa, Oguz Altinkaynak, aseguró que «algunas condenas fueron apropiadas, pero hubo decisiones que se apelarán», en especial «algunas absoluciones».

El ministro de Justicia, Abdulhamit Gul, afirmó que las decisiones de la corte han hecho Justicia y que los acusados recibirán el castigo que merecen. El secretario general del partido oficialista AK, Fatih Sahin, tachó a los condenados de «terroristas» y celebró la condena: «Estos traidores no verán el día. Contarán los días hasta su fin. Que el Señor guarde el espíritu de nuestros mártires y nuestros veteranos».

Condenados varios altos cargos militares cercanos a Erdogan

El juicio se desarrolló entre amplias medidas de seguridad en uno de los complejos judiciales más grandes del país, en la prisión de Sincan, en Ankara. En la entrada del edificio, se concentraron familiares de los encausados y también víctimas de la violencia desatada por el intento de golpe de Estado.

Una de las manifestantes, Saliha Arigan, perdió a su hijo: «Quiero que mi hijo descanse en paz y que los traidores sean ejecutados. Pero mientras esta sea la Justicia, nunca pasará y nunca se hará Justicia”. El ambiente se tensó cuando los manifestantes no pudieron entrar a la sala donde se desarrolló el juicio.

Además del exjefe de la Fuerza Aérea, Oztur, acusado de dirigir militarmente el golpe de Estado, también se condenó a cadena perpetua al comandante Sinan Sürer, al general de división Mehmet Digli, al coronel Ali Yazici y al ayudante de campo del jefe del Estado Mayor, Levent Türkkan.

Yazici fue auxiliar militar de Erdogan, mientras que Digli es hermano del actual embajador de Turquía en Países Bajos, Saban Digli. Por su parte, el jefe del Estado Mayor al que asistía Türkkan, Hulusi Akar, es ahora ministro de Defensa.

El intento de golpe de Estado de 2016 dejó 250 muertos

El golpe de Estado fallido, la noche del 15 de julio de 2016, causó la muerte de alrededor de 250 personas, la mayoría civiles. El intento surgió de sectores militares que lograron movilizar soldados, tanques y aviones, entre otros efectivos. Tras varias horas de enfrentamientos, Erdogan dio por sofocado el alzamiento.

En Estambul, la gente salió a la calle durante el golpe de estado del 15 de julio de 2016
En Estambul, la gente salió a la calle durante el golpe de estado del 15 de julio de 2016 Gurcan Ozturk / AFP

Según la acusación, el golpe fue orquestado por Gülen y su red de aliados. Gülen había sido un estrecho colaborador de Erdogan hasta que en 2013 emprendió una lucha mediática y política por el poder de Turquía. El predicador y político negó estar implicado en el alzamiento, a pesar de que en el juicio se demostró la participación de su organización en la operación.

Gülen es uno de los 13 encausados huídos de la Justicia turca, además de Adil Oksuz, quien aparece como el enlace entre los militares y los gülenistas. La causa de los acusados que se encuentran ausentes está separado del resto y aún no tiene sentencia.

Desde el intento de golpe de 2016, decenas de miles de personas han sido arrestadas bajo sospecha de estar relacionadas con las redes gülenistas, en el marco de un estado de emergencia decretado a raíz del alzamiento que terminó el año pasado.

Sin embargo, las redadas policiales siguen siendo una constante en Turquía bajo el pretexto de encontrar cualquier opositor favorable a Gülen.

A pesar de que este juicio es el más importante, se han abierto casi 300 causas desde 2016 relacionadas con el intento de golpe y ya se ha condenado alrededor de 3.240 personas.

Con Reuters y AFP