Deportes El Mundo de Ahora Noticia internacional

Una nadadora fue descalificada tras una carrera por la forma en que su traje de baño se ajustaba a su cuerpo

NATACIÓN

Breckynn Willis, miembro del equipo de natación de la Escuela Secundaria Dimond en Anchorage, Alaska, había participado el viernes en cuatro eventos durante una competencia de natación.

Ganó una eliminatoria durante el encuentro, pero un oficial de la carrera consideró que su traje de baño había cambiado a una posición que mostraba demasiado de su trasero. El funcionario dijo que el traje de baño del equipo no le quedaba bien a Breckynn y, por lo tanto, había violado una regla, según un comunicado del Distrito Escolar de Anchorage.

En la declaración, el distrito escolar no identificó al funcionario que descalificó a Willis, pero dijo que estaba actuando para retirar el certificado al individuo. También busca suspender la regla, calificándola de “ambigua”, según el comunicado.

Pero el martes, la Asociación de Actividades Escolares de Alaska (ASSA, por sus siglas en inglés) anunció que había revocado la descalificación. El Distrito Escolar de Anchorage había presionado a la asociación de actividades para que rechazara la descalificación, diciendo en un comunicado que era “mano dura e innecesaria” y que “nuestra nadadora fue atacada únicamente por cómo un uniforme estándar emitido por la escuela se ajustaba a la forma de su cuerpo”.

La ASAA dice que anuló la descalificación porque el oficial no notificó al entrenador sobre el problema con la forma en que el traje de baño se ajustaba al cuerpo de Breckynn antes de la carrera.

La madre de la nadadora piensa que fue una forma de acoso

La madre de Breckynn, Meagan Kowatch, le dijo a CNN que su hija llevaba el mismo traje de baño que todos los demás miembros del equipo usan para competir.

“Es acoso sexual”, dijo Kowatch. “No debería tener ningún lugar en el área de la piscina”.

El funcionario aplicó una regla sobre modestia en los trajes de baño, que, según la Federación Nacional de Asociaciones de Escuelas Secundarias del Estado, está vigente en las competiciones de natación de escuelas secundarias en todo el país.

De acuerdo con un memorando de agosto que envió la organización, había una tendencia creciente entre los atletas de secundaria de ambos sexos a enrollar intencionalmente sus trajes de baño “de tal manera que expusieran las nalgas de los atletas”.

La medida requiere que los oficiales de carrera notifiquen al entrenador de un nadador si la vestimenta de un atleta individual no cumple con las restricciones sobre el traje.

A la luz del caso de Breckynn, la Asociación de Actividades Escolares de Alaska envió una carta a los funcionarios de natación y buceo recordándoles que las reglas requieren que deben considerar si un nadador enrolla intencionalmente su traje de baño para exponer su trasero antes de emitir cualquier descalificación, informó KTUU, afiliada de CNN.

“Animaríamos a los funcionarios a otorgar el beneficio de la duda al atleta”, dijo a KTUU el director ejecutivo de la asociación, Billy Strickland.

Además, el entrenador de un atleta debe ser notificado antes del inicio de una competencia si se observa que la vestimenta es inapropiada, de acuerdo con una versión de la regla introducida para la temporada de natación 2019-20.