Animal Politico Economía

Walter Romero presenta proyecto para proteger derechos de obligados tributarios

Diputado Walter Romero.

TEGUCIGALPA.- El diputado liberal por el departamento de Cortés, Walter Romero, hizo gala de su conocimiento en materias fiscales al presentar un proyecto de ley encaminado en proteger a todos los obligados tributarios, tras detectar que todos aquellos que se acogieron de buena fe y han pagado el 1.5% de impuestos sobre sus ingresos fueron violentados en sus derechos.

Y todo, según explicó el diputado Walter Romero, por una mala interpretación del decreto 98-2018. Una mala práctica que se repite a menudo en el mundo fiscal hondureño y que de no ser por congresistas como Romero terminarían apretando aún más la soga económica que muchos hondureños ya llevan amarrada al cuello.

«Considero que la aplicación de esta interpretación es errada afectando directamente a todos los contribuyentes que se acogieron de buena fe al beneficio de la Regularización Tributaria y Aduanera», dijo en el Congreso Nacional.

De acuerdo a Romero, esta interpretación -errónea- lo que está generando es más inseguridad jurídica, menor inversión nacional y extranjera.

«Lo cual, al final, como todos sabemos, da como resultado aumentos en el ya alto índice de desempleo con que cuenta el país, y el cual actualmente arroja números que andan en alrededor de 2 millones 300 mil personas desempleadas», puntualizó el diputado.

«La única forma de mitigar y minimizar este alto desempleo es atrayendo mayor inversión al país, tanto nacional como extranjera. Pero si seguimos cambiando las reglas, y las leyes a la conveniencia del Estado, violentando los derechos y garantías de las personas naturales y jurídicas que son las que con sus impuestos mantienen el presupuesto general de la República- lo que vamos a seguir aumentando es la pobreza y miseria para el pueblo hondureño», añadió.

Propuesta del Diputado Walter Romero

ARTÍCULO 1.- Que el Decreto No. 98 2018 de fecha 2 de octubre del 2018 interpretó el alcance del Beneficio de Regularización Tributaria y Aduanera establecida en el artículo 213 de Código Tributario y sus reformas y, el Decreto No. 129-2017, en el sentido de que el finiquito y sello definitivo implica que los períodos fiscales se consideran cerrados; por lo tanto, se entiende satisfecho todos los derechos y obligaciones que emanan de dichos periodos, tanto para los obligados tributarios como para la Administración tributaria y Aduanera.

Por lo tanto, se aclara que dicha interpretación no será aplicable:

En cuanto al Impuesto Sobre Ventas (ISV) en los siguientes casos:

Los créditos fiscales y/ o devoluciones de los obligados tributarios que surjan de la importación o de créditos generados por los obligados tributarios que operen en Regímenes Especiales y de Fomento a las Exportaciones;

El crédito fiscal originado por la compra de bienes y servicios pagados por los obligados tributarios o responsables;

Los créditos generados por la compra de bienes destinados al activo fijo utilizados por los obligados tributarios o responsables para producir bienes de consumo gravados y/o exentos del Impuesto sobre Ventas;

Los créditos generados por retenciones del Impuesto Sobre Ventas aplicadas por los emisores u operadores y concesionarios de servicios de tarjetas de crédito y débito a los comercios y establecimientos afiliados responsables del cobro y pago del impuesto sobre ventas;

Los créditos de impuesto sobre ventas que estén debidamente reflejados en las declaraciones del Impuesto Sobre Ventas, correspondientes a los periodos fiscales 2013, 2014, 2015, 2016 y 2017 tal como lo estableció el Decreto No. 170 2016 en el artículo 213 y sus reformas.

En cuanto al Impuesto Sobre la Renta (ISR) en los siguientes casos:

Los créditos generados por los obligados tributarios sujetos a Pagos a cuenta del Impuesto Sobre la Renta;

Los Créditos de Impuesto Sobre la Renta reflejados en las declaraciones del Impuesto Sobre la Renta y sus retenciones a partir de los períodos fiscales 2013, 2014, 2015, 2016 y 2017 tal como lo establece el Decreto No. 170- 2016 articulo 213 y sus reformas.

También se exceptúan de las disposiciones contenidas en el Decreto No. 98-2018, todas las resoluciones emitidas por la Administración Tributaria y Aduanera, así como las emitidas por la Secretaria de Estado en el Despacho de Finanzas (SEFIN) en lo relativo a las regularizaciones tributarias y aduaneras y las solicitudes de créditos y o/ devoluciones del Impuesto sobre la renta e Impuesto Sobre Ventas solicitadas antes de la vigencia del Decreto No. 170 -2016 y sus reformas.