De último momento Sucesos

Fiscalía, Keyla Martínez fue asesinada.

La juez del Juzgado Primero de Letras de La Esperanza, departamento de Intibucá, comenzó la audiencia inicial contra el policía, Jarol Rolando Perdomo Sarmiento, por el delito de femicidio agravado en perjuicio de la ofendida Keyla Martínez, asesinada en una celda policial, el pasado 7 de febrero de este año.

La acusación es impulsada por fiscales de la Fiscalía Especial de Delitos contra la Vida (FEDCV), a través de los fiscales de las Secciones de Investigación de Muertes Cometidas por Miembros de los Cuerpos de Defensa y/o Seguridad, Orden Público o funcionarios del Estado y de Femicidios, en conjunto con agentes de la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC) que han investigado otros casos de muerte violentas de mujeres y femicidios.

Dentro de la prueba de cargo que fue presentada ayer contra el oficial Perdomo Sarmiento está la declaración de cuatro testigos entre los cuales se encuentran dos policías, el comisionado Melvin Alvarenga y la doctora Patricia Zúniga más los dos peritos el que realizó la autopsia y el de video forense del Ministerio Público.

Zúniga quien era la encargada de la guardia médica en el Hospital esa noche, detalló que cuando ellos recibieron a la joven Keyla Martínez evidentemente se encontraba sin vida, no inconsciente.

Dijo además procedieron hacerle la evaluación que corresponde que fue ver si presentaba signos vitales, revisar sus pupilas las cuales ya estaban dilatadas, se le hizo un reflejo corneal a ver si respondía pero tampoco, evaluación de los pulsos, la frecuencia cardíaca, sin embargo había ausencia de los mismos, ya se encontraba muerta.

En horas de la tarde, fue llamado para atestiguar el comisionado Melvin Alvarenga quien estaba de jefe de la Unidad Departamental de Policía número 10 de La Esperanza, Intibucá, en la que manifestó cual era el personal que estaba de turno, las asignaciones y funciones de ellos en esa noche de la muerte.

El juzgado donde se lleva a cabo la audiencia se encuentra fuertemente custodiado por la Policía Nacional.

FUE ASESINADA

El médico forense del Ministerio Público explicó acerca de la autopsia médico legal practicado al cadáver de la joven la cual confirmó que la causa de muerte fue por asfixia mecánica por sofocación tras la obturación de los orificios respiratorios y la manera de muerte homicida desde el punto de vista médico legal.

La autopsia fue realizada bajo el protocolo de Minessota la cual orienta en la búsqueda de lesiones que no siempre son visibles en la piel y una serie de muestras para concluir la causa y manera de muerte en todos aquellos casos cuya muerte ocurre estando en custodia de agentes de seguridad del Estado.

Este protocolo es una guía para hacer una autopsia completa, minuciosa sin dejar ningún detalle por fuera y cumplir con los objetivos de la autopsia, por lo que el forense realiza disecciones en la espalda, miembros inferiores el cuello.

Es de resaltar que el protocolo es más amplio debido a que presenta una orientación para el abordaje desde la escena del delito, abordaje a familiares y testigos.

Además de ello, se complementó con el protocolo latinoamericano para la investigación de muertes violentas de mujeres por tratarse de una muerte violenta.

La versión policial que trascendió horas después de haberle dado muerte a Keyla Martínez fue de que se trataba de un suicidio, sin embargo, esa información fue quebrantada dos días después, tras revelarse el resultado del dictamen de Medicina Forense por parte del Ministerio Público que la causa de muerte fue por asfixia mecánica y la manera de muerte homicida.

Keyla Martínez fue asesinada al interior de la celda el pasado 7 de febrero.

El perito de video forense del Ministerio Público analizó el video captado por la cámara de un negocio de comidas que se encuentra dentro de la posta policial que muestra el momento en el que el policía Perdomo Sarmiento salió de la celda de la joven Keyla Patricia Martínez después de supuestamente matarla.

La cinta establece cuando el sospechoso anduvo rondando la celda y luego permaneció en la celda donde se encontraba recluida la joven Keyla Martínez y vuelve a salir a los seis minutos aproximadamente, después de haber salido, se observa que el señalado se fue al área de los baños y realizó gestos sospechosos con las manos y permaneció en el pasillo de las celdas sin retornar a su puesto de trabajo.

Después de 20 minutos, otro de los policías que se encontraba en turno y se dirigía hacia el baño, observa a Keyla Martínez en la celda sin vida y sale a dar reporte, encontrando al policía Perdomo en el pasillo.

Al interior de la audiencia hubo acceso de observadores de los derechos y garantías procesales del Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (CONADEH) y del Comité de Familiares de Detenidos y Desaparecidos de Honduras (COFADEH).

Hasta anoche se continuaba con el desarrollo de la audiencia inicial, es de resaltar que la sede del juzgado se mantuvo fuertemente custodiada por elementos de la Policía Nacional.